Análisis de las plantillas del WorldTour 2023 (III parte)

Tercera y última entrega en la que analizamos en profundidad las plantillas WorldTour. En esta ocasión, nos centramos en AG2R Citroën, Astana, Bahrain Victorious, Groupama-FDJ, Intermarché-Circus-Wanty y Soudal-Quick Step.

Cerramos con este bloque nuestro análisis de las plantillas de los dieciocho equipos World Team. Esta tercera entrega mantiene la estructura de las anteriores, con un balance breve del 2022 de cada plantilla, un repaso a las incorporaciones, a las bajas, a los nombres propios con más galones y, para terminar, se dedica un apartado especial con los jóvenes candidatos a protagonizar irrupciones relevantes.

Podéis leer el análisis del resto de las plantillas del WT en estos enlaces:

AG2R CITRÖEN TEAM

¿Cómo les fue en 2022?

Temporada tirando a mediocre, la del equipo de Vincent Lavenu. El aumento de presupuesto y de ambiciones que supuso la entrada de la firma automovilística como patrocinador ahora hace un par de años sigue sin resultar. De las apuestas realizadas las últimas temporadas solamente Ben O’Connor ha confirmado ser un acierto. Este 2022 tuvo que retirarse del Tour de Francia pero aun así cuajó una temporada entre correcta y notable.

El equipo cosechó once victorias, pero solamente tres de ellas en el WT: la del mencionado O’Connor en la Volta, la de Jungels en el Tour y la de Cosnefroy en el GP de Québec. Un balance modesto que les llevó a ser solamente el 15º equipo en puntos UCI.  

Concentración de pretemporada del equipo en Gandía (Foto: Vincent Curutchet)

Altas: Alex Baudin (Swiss Racing Academy), Frank Bonnamour (B&B Hotels - KTM), Pierre Gautherat y Bastien Tronchon (stagiares).

Bajas: Lilian Calmejane (Intermarché - Circus - Wanty), Clément Champoussin (Team Arkea - Samsic), Anthony Jullien (se retira), Bob Jungels (Bora - Hansgrohe), Gijs Van Hoecke (Human Powered Health).

Mucho tendrán que sorprender los jóvenes Baudin, Gautherat y Tronchon para rellenar el hueco que dejan principalmente Jungels y Champoussin. Bonnamour llega a última hora tras el colapso del B&B Hotels - KTM y es un corredor que se muestra en carrera, pero su techo parece que ya lo ha mostrado y para un equipo WT no deja de ser fondo de armario de plantilla. Ventana de traspasos muy discreta que obligará a un paso adelante a los ya presentes. Examinamos estos nombres en el siguiente apartado.

Relacionados - Análisis de las plantillas WorldTour (I parte)
Relacionado - Análisis de las plantillas WorldTour (II parte)

Los pilares del equipo

Durante las dos últimas temporadas Ben O’Connor y Benoit Cosnefroy se han erigido como los dos nombres más capacitados para aportar resultados de relevancia. El primero mostrando un nivel cerca de los mejores en la montaña y las clasificaciones generales; el segundo, como puncheur y clasicómano para pruebas con subidas cortas. O’Connor volverá al Tour de Francia, donde será la apuesta principal del equipo, y por el camino debe recabar resultados en algunas de las mejores vueltas de una semana. Cosnefroy, a seguir sumando al menos una prueba World Tour por temporada, a poder ser, de superior prestigio a las ya conquistadas y ampliando su radio de acción a las victorias parciales en pruebas por etapas de nivel, capítulo en el que extrañamente permanece inédito.

Benoît Cosnefroy celebra una clara victoria en el GP Quebec (Foto: Getty)

Junto a ellos, quizás es demasiado tarde para confiar en un último triunfo de prestigio para Greg Van Avermaet, pero como mínimo se puede esperar que ronde puestos cabeceros y aporte puntos UCI para el equipo. Oliver Naesen lleva ya dos o tres años muy discretos, así que a pesar de tener solamente 32 años sus prestaciones futuras no pueden ser muy halagüeñas. Más allá, quedan los Aurélien Paret-Peintre, Vendrame y compañía, corredores de nivel medio pero poco ganadores (en especial el primero), y lo que pueda aportar Sarreau en esprints que anden escasos de grandes nombres. 

Talento emergente

No es fácil hallar muchos motivos para la ilusión, francamente. Lo más cercano a ello será observar la adaptación a la categoría de Alex Baudin, de veintiún años. Escalador de Albertville -es decir de la zona de Saboya donde tiene la sede la estructura-, pasó la última temporada en la Swiss Racing Academy donde obtuvo resultados interesantes en pruebas .2 y de categoría sub 23, aunque tampoco excesivamente brillantes. Eso sí, tres victorias parciales hacen pensar que por lo menos es un corredor que sabe ganar cuando la ocasión se presenta y el físico responde. Repetirlo en carreras de más enjundia no será fácil, al menos de inmediato, ya que se le espera a menudo supeditado a compañeros más veteranos.

Será interesarle medirle con los Grégoire y Martinez, todavía más jóvenes y para los que trabajó con la selección francesa en el pasado Tour de l’Avenir. Tampoco sería tan extraño verle rendir más, puesto que las jerarquías en categorías inferiores no tienen por qué trasladarse tal cual al profesionalismo, al menos durante el primer año.

Relacionado - Suscríbete a VOLATA, tu revista de cultura ciclista

ASTANA QAZAQSTAN TEAM 

¿Cómo les fue en 2022?

Una calamidad. Sentimos ser tan rotundos pero no se puede calificar de otra manera. El peor equipo World Team en puntos UCI, superado con holgura también por los tres mejores ProTeam. Solamente cinco victorias, dos de ellas en los campeonatos de Kazajstán, pruebas sin competencia. Los mejores resultados los hallaron en las clasificaciones generales de las vueltas de tres semanas, sin brillo pero con la regularidad necesaria para obtener Nibali un cuarto puesto en el Giro, Lutsenko un octavo en el Tour y López quedarse a un minuto del podio en la Vuelta.   

Alexey Lutsenko navegando entre los olivos de la clásica Jaén Paraíso Interior (Foto: Getty)

Altas: Igor Chzhan (Almaty Cycling Team), Gianmarco Garofoli (Astana Qazaqstan Development Team), Martin Laas (Bora - hansgrohe), Luis León Sánchez (Bahrain Victorious).

Bajas: Valerio Conti (Team Corratec), Stefan De Bod (EF Education - EasyPost), Michele Gazzoli (?), Sebastián Henao (?), Miguel Ángel López (Team Medellín), Vincenzo Nibali (se retira).

Si el año pasado fue malo, este no pinta mejor a tenor del balance de altas y bajas. Sin Nibali ya retirado, ni López, cuyo contrato fue rescindido unilateralmente por parte del equipo a tenor de su presunta conexión con el doctor Marcos Maynar, el equipo se queda muy corto de referentes. Incorporan, como nombre más destacado, a un Luis León Sánchez que, a pesar de mantener un nivel más que digno, no deja de ser un corredor de treinta y nueve años. Laas es un velocista de segunda o tercera fila con el que no se puede aspirar más que a alguna victoria menor. Este apartado queda pendiente de la resolución del serial sobre el futuro de Mark Cavendish, que días atrás de la publicación de este artículo parecía cerca de firmar, pero por ahora todavía no se ha confirmado.

Relacionado - Retirarse con estilo: Valverde, Nibali, Nieve...
Relacionado - Luis León Sánchez: "El ciclismo antiguo ya no sirve"

Los pilares del equipo

Alexey Lutsenko queda como faro de una estructura que dependerá enormemente de él. Sus últimas declaraciones indican que abandona sus aspiraciones en las grandes vueltas, al menos en lo que a clasificación general se refiere, para buscar brillar en pruebas de un día y vueltas cortas.
Más allá del kazajo, Samuele Battistella es el único nombre que se nos ocurre para asumir responsabilidades. Gianni Moscon no parece que vaya ya a ser el que apuntaba hace tres o cuatro temporadas, y corredores como David de la Cruz o Joe Dombrowski pueden tener sus oportunidades pero ambos ya no están en la curva ascendiente de sus carreras.

Yevgeniy Fedorov se hizo con el maillot arcoíris sub23 en Wollongong 2022 (Foto: Getty)

Otra opción es confiar en la evolución de Yevgeniy Fedorov, actual campeón del mundo sub23, o de un Vadim Pronskiy que este año ya cumplirá los veinticinco y no acaba de romper. Por todo ello, hay que agarrarse a una posible irrupción en el primer nivel de Gleb Syritsa, de quien hablamos en el siguiente apartado.   

Talento emergente

Ruso pero con pasado inmediato en el ciclismo amateur español, donde dominó con rotundidad un puñado de carreras elite y sub23. Con veintidós años, es un velocista de complexión fuerte, alto y con un tren superior poco habitual en el ciclismo de carretera. Esto no es impedimento para ofrecer un mínimo nivel en subidas de poca dificultad, aptitud que deberá confirmar en un calendario más exigente. Se le incluye como incorporación de este año, pero desde el pasado agosto ya estuvo a prueba en el equipo con resultados de mérito en la Arctic Race of Norway, el Tour de Eslovaquia y el Tour de Langkawi. Parece un ciclista con mucho por pulir, así que a medio plazo las expectativas son bastante altas.    

BAHRAIN VICTORIOUS

¿Cómo les fue en 2022?

Tras un 2021 portentoso, tal vez su última temporada supiera a poco, pero aun en relación a su presupuesto cumplieron perfectamente si analizamos las circunstancias. Se llevaron el primer monumento, una Milán San Remo memorable, con Mohoric, pero a los dos días un suceso preocupante marcó su campaña: Sonny Colbrelli padeció una crisis cardíaca tras cruzar la meta en la primera etapa de la Volta a Catalunya y ahí -ahora lo sabemos- terminó su carrera profesional.

Altas: Nikias Arndt (Team DSM), Rainer Kepplinger (Hrinkow - Advarics), Fran Miholjevic y Sergio Tu (Cycling Team Friuli ASD), Andrea Pasqualon (Intermarché - Wanty - Gobert), Dusan Rajovic (Team Corratec), Cameron Scott (ARA Pro Racing Sunshine Coast).

Bajas: Sonny Colbrelli (se retira), Chun Kai Feng (se retira), Domen Novak (UAE Team Emirates), Luis León Sánchez (Astana Qazaqstan Team), Jan Tratnik (Jumbo - Visma), Stephen Williams (Israel - Premier Tech).

Se diría que la plantilla se debilita con estas entradas y salidas, sobre todo si tomamos en consideración la baja de Colbrelli y la de Dylan Teuns, que abandonó el equipo el pasado agosto. Arndt y Pasqualon son dos refuerzos contrastados que pueden compensar las ausencias de Tratnik y Luis León, pero son corredores que ofrecen algo menos de brillo personal.

Mikel Landa y Pello Bilbao en la meta de Torino tras una intensa decimocuarta jornada en el Giro d'Italia 2022 (Foto: Sprint Cycling)

De todos modos despiertan curiosidad las incorporaciones de dos de los corredores balcánicos más interesantes: el campeón serbio Rajovic, un hombre rápido, y sobre todo el croata Miholjevic, de solo veinte años y que ya ha mostrado destellos de talento en distintos terrenos. Más allá de estos nombres, queda confiar en una consideración optimista: una ventana de mercado parca en adquisiciones a menudo sirve para que quienes ya formaban parte de la plantilla adquieran mayor relevancia y destapen todo su potencial.

Relacionado – Una vuelta a casa distinta - La Mirada Maté
Relacionado - VOLATA Radio podcast: con Haimar Zubeldia y Laura Meseguer

Los pilares del equipo

Landa sigue un año más como principal referencia para la general de grandes vueltas. Este año, la pírrica cantidad de contrarreloj y la salida de Euskadi le hacen optar por el Tour de Francia; la Vuelta ya se verá. Un relativamente alto número de corredores confiarán también en cosechar buenas clasificaciones generales en vueltas cortas y largas: Caruso, Bilbao, Haig, Mäder e incluso Buitrago. Una muestra de la naturaleza de esta plantilla, sin estrellas internacionales rutilantes pero con un buen número de corredores capaces de sacar buenos resultados en las mejores carreras.

En las clásicas, Mohoric y el emergente Wright asumirán la responsabilidad en una plantilla no demasiado enfocada a estos asuntos. Y tres cuartos de lo mismo ocurre con los esprints, en los que Bauhaus es su principal baza a la espera de los pasos adelante que puedan dar Milan y el recién incorporado Rajovic.

Fred Wright fue una de las revelaciones de la Vuelta a España (Foto: Bahrain Victorious)

Talento emergente

Acabamos de mencionar a Jonathan Milan (veintidós años) y suyo es el protagonismo de este apartado. Edoardo Zambanini (veintiún años), de perfil más escalador, dio buenas sensaciones en su primera temporada en el equipo, pero es Milan quien nos parece que está más cerca de llamar a las puertas de algo sonado.

Corredor muy alto y pesado (1,94m y 84kg), formó parte del equipo italiano de pista que se llevó la medalla de oro en persecución en los Juegos Olímpicos de Tokio. Su tercio final de temporada ha dejado un muy buen sabor de boca con un protagonismo insospechado en la CRO Race, donde se llevó dos etapas, rozó una tercera y demostró que pese a ser un gigantón es capaz de defenderse decentemente en subidas cortas cerca de meta cuando le va la vida en ello. También hay que contar con él en contrarrelojes cortas y con poco desnivel, un poco al modo del Marcel Kittel de sus inicios.

Relacionado - El recorrido del Giro 2023: análisis y etapas
Relacionado – VOLATA#35, el camino de la juventud

GROUPAMA - FDJ

¿Cómo les fue en 2022?

Bastante bien. Séptimo mejor equipo en puntos UCI, posición más que correcta teniendo en cuenta plantilla y presupuesto. Démare brilló en el Giro, donde fue el velocista dominador. Küng realizó un temporadón al que solo le faltó alguna victoria de enjundia; estuvo delante en clásicas, en contrarrelojes e incluso mostró su mejor versión cuesta arriba hasta la fecha. Gaudu acabó cuarto en el Tour de Francia, un puesto que a día de hoy cuesta imaginar que pueda mejorar sin mediar circunstancias anómalas. En total, una veintena de victorias y alguna que otra sorpresa agradable como por ejemplo las que protagonizó Valentin Madouas, con su podio in extremis en el Tour de Flandes y el décimo puesto final en el Tour de Francia.

Valentin Madouas sorprendió con una brillante temporada primaveral (Foto: Groupama-FDJ)

Altas: Lorenzo Germani, Romain Grégoire, Lenny Martinez, Enzo Paleni, Laurence Pithie, Reuben Thompson y Samuel Watson, todos ellos ascendidos desde el equipo de desarrollo Groupama - FDJ Continental Team.

Bajas: Matteo Badilatti (Q36.5 Pro Cycling Team), Antoine Duchesne (se retira), Jacopo Guarnieri (Lotto -Dstny), Tobias Ludvigsson (Q36.5 Pro Cycling Team), Sébastien Reichenbach (Tudor Pro Cycling Team), Anthony Roux (se retira), Ramon Sinkeldam (Alpecin - Deceuninck) y Attila Valter (Jumbo - Visma).

Rejuvenecimiento total de la plantilla con la llegada de hasta siete corredores nacidos del 2001 hacia delante, ocho si contamos a Paul Penhoët incorporado el 1 de agosto pasado. El equipo filial ha sido uno de los mejores -si no el mejor- de la categoría sub23 en 2022, con ciclistas de distinto perfil consiguiendo victorias y buenos puestos. Así, no es de extrañar que buena parte de ellos pasen ya a la primera línea del profesionalismo.

Con ellos se deberá llenar a medio plazo el hueco de un buen número de bajas. Algunas de ellas son de ciclistas veteranos que no tenían mucho más que ofrecer. Attila Valter es la pérdida más destacada a nivel individual y en el plano colectivo cabe destacar que el adiós de Sinkeldam, Guarnieri y Ludvigsson obligarán a rehacer el treno para el esprint de Démare.

Relacionado - Recorrido del Tour de Francia 2023: etapas y perfiles

Los pilares del equipo

Gaudu volverá al Tour de Francia con la idea de repetir una buena general y con algo de suerte pisar el podio. Intentar ganar una etapa debería figurar también entre sus prioridades. Küng y Démare seguirán siendo las referencias en sus respectivas parcelas y es probable que ambos también estén en la salida en Bilbao. Toca mantener el nivel de 2022 y, de ser así, caerán triunfos de valor.

Por su parte, Pinot ya ha manifestado su interés en el Giro, donde puede que le acompañe Molard. Entre los hombres con responsabilidades individuales queda mencionar a Madouas, corredor verdaderamente polivalente, capaz de rendir en clásicas de distinto pelaje y en vueltas por etapas, y a Storer, quien debe ofrecer más que este último año, algo decepcionante.

Será la última temporada profesional de Thibaut Pinot, que ya ha anunciado su retirada al final del año 2023 (Foto: Groupama-FDJ)

Talento emergente

Hemos hablado de ello en el apartado de altas y bajas. Esta temporada la plantilla cuenta con un buen puñado de jóvenes a seguir. Cantidad y calidad, con un par de nombres que por ahora acaparan más atención: Romain Grégoire y Lenny Martinez. Ambos cumplen los 20 años este 2023 y ya llevan un tiempo mostrando credenciales. De la edad de Uijtdebroeks, no pudieron ganarle el Tour del Avenir, pero no se puede descartar que esta temporada su protagonismo en categoría profesional sea mayor.

Martinez es un escalador puro, pequeño y ligero; Gregoire, aun subiendo bastante, quizás apunta algo menos en la alta montaña y en consecuencia en las generales de vueltas, pero hasta ahora se ha mostrado mejor en casi todo lo demás: en explosividad, rodando, en pruebas de un día, en contrarreloj… y sobre todo parece más ganador. Veremos cómo se adaptan a la categoría, de momento hay que juzgarles con cautela pero no sería una gran sorpresa que ya den algún susto a corredores más hechos. Está previsto que acudan a la Vuelta, sin presión, pero con toda la ilusión.

INTERMARCHÉ - CIRCUS - WANTY 

¿Cómo les fue en 2022?

El equipo revelación de la temporada empezó el año en claro peligro de verse relegado a categoría ProTeam para el trienio 2023-25. Sin embargo, una campaña sorprendente les hizo amasar más de 10.000 puntos UCI, superando en este ranking al mismísimo Quick-Step. Estos resultados no fueron asunto de una irrupción individual fulgurante, aunque la de Biniam Girmay se acercó a ello, sino a un rendimiento coral altísimo, con las mejores versiones conocidas de corredores como Lorenzo Rota, Louis Meintjes, Quinten Hermans o Jan Hirt.

Si a ello le sumamos el manantial de puntos que supone un Alexander Kristoff competitivo de febrero a octubre y la fiabilidad de Domenico Pozzovivo empezamos a entender que la suma arroje esos guarismos altísimos para una plantilla a priori de la parte media baja de la tabla. Ganar la Gante-Wevelgem con Girmay y repetir victoria con él en el Giro de Italia fue un espaldarazo mediático enorme, pero llama tanto o más la atención la Paris-Roubaix del equipo con dos corredores en el top10 y… ¡hasta seis entre los 23 primeros!

Altas: Niccolò Bonifazio (TotalEnergies), Lilian Calmejane (Ag2r - Citroën Team), Rui Costa (UAE Team Emirates), Dries De Pooter (Hagens Berman - Axeon), Rune Herregodts y Arne Marit (Sport Vlaanderen - Baloise), Madis Mihkels (Team Ampler - Tartu2024), Tom Paquot y Laurenz Rex (Bingoal - Pauwels Sauces - WB), Dion Smith (Team BikeExchange - Jayco), Mike Teunissen (Jumbo - Visma).

Bajas: Jan Bakelants, Dimitri Claeys y Kevin Van Melsen (se retiran), Théo Delacroix (St Michel - Mavic - Auber 93), Tom Devriendt (Q36.5 Pro Cycling Team), Quinten Hermans (Alpecin - Deceuninck), Jan Hirt (Soudal - Quick Step), Alexander Kristoff (Uno-X Pro Cycling Team), Andrea Pasqualon (Bahrain Victorious), Barnabas Peak (Human Powered Health), Domenico Pozzovivo (?), Corné van Kessel (Team Deschacht - Group Hens - Containers Maes).

Mathieu van der Poel sucumbiendo ante el potente esprint de Biniam Girmay en la décima etapa del Giro 2022 (Foto: Intermarché Circus Wanty)

Más de la mitad de los corredores citados en los éxitos de 2022 abandonan la estructura, pero teniendo en cuenta que, como hemos hecho notar, la clave del equipo está en lo colectivo, poco importaran los nombres si son capaces de mantener la dinámica favorable. Evidentemente no cualquier pieza serviría, pero incorporaciones como Teunissen, Smith o Bonifazio tienen el nivel suficiente para empezar a sumar. Incluso ciclistas que parecen lejos de sus mejores días como Costa o Calmejane pueden recobrar sensaciones positivas más desligados de las exigencias que tenían en sus anteriores equipos.

Además, han pescado de lo mejorcito en cuanto a talento en progresión en los ProTeam belgas (Herregodts, Marit, Rex), así que tal vez echarán de menos a alguien que ofrezca el nivel en la montaña que les daba Hirt, la inspiración que ostentó en 2022 Quinten Hermans y poco más.

Relacionado - Juanpe López: "Me quiero quitar la espinita de no haber ganado una etapa en el Giro"

Los pilares del equipo

De nuevo tenemos que insistir en la necesidad de un rendimiento coral óptimo para cumplir los objetivos del grupo. De cara a ir cosechando puntos UCI es preciso que una docena de ciclistas vayan sumando aquí y allá. Girmay puede dar otro paso más, obtener la continuidad que en 2022 le faltó e instalarse definitivamente en la élite, pero en pruebas de un día que no sean de montaña también habrá que contar con Teunissen, Van der Hoorn o Smith y los muchos hombres rápidos de que disponen, de Gerben Thijssen a Bonifazio pasando por el jovencísimo Madis Mihkels.

Louis Meintjes queda como referencia clara del equipo para grandes vueltas y generales, aunque de seguir con el desparpajo inaudito que mostró este último año, también puede optar a victorias parciales como la que se apuntó en la pasada Vuelta a España. Junto al surafricano, para buscar resultados en pruebas con cierto desnivel Rota, Zimmermann y Goossens deben de ser los nombres a seguir, más allá de los últimos fogonazos que puedan ofrecer veteranos con el pedigrí de Costa o Taaramae.

Talento emergente

Una vez ya mencionado Mihkels, de solo 19 años pero una recta final de 2022 como para tomarle la matrícula, nos fijamos con algo de detenimento en Hugo Page. Francés de Chartres, el pasado mes de junio, todavía con 20 años consiguió que su nombre empezara a sonar gracias a su buena actuación en Dauphiné. Cuarto, quinto y octavo en etapas de media montaña, llegando poco después que Van Aert y Hayter en los esprints de lo que quedaba del pelotón. Esto nos da una medida de su perfil, un hombre rápido pero para nada un esprinter puro, más bien un passista veloce, que dirían los italianos, con capacidad de superar puertos de dificultad media. De modo coherente, también ha mostrado buenas credenciales en clásicas algo quebradas, un perfil bastante recurrente en su equipo que le obligará a aprovechar las oportunidades que se le presenten.  

SOUDAL - QUICK STEP

¿Cómo les fue en 2022?

Para sus estándares fue un año tirando a flojo, a pesar de ganar la primera gran vuelta de la historia de la estructura con Evenepoel, para muchos el mejor ciclista del año. Así son las exigencias con el equipo de Lefevere, que acusó el año aciago de Julian Alaphilippe y, en menor medida, de Kasper Asgreen. Porque ganar dos etapas en el Tour tampoco es suficiente cuando la campaña de clásicas, y especialmente las de adoquín, resulta tan decepcionante que el mejor resultado es un décimo puesto de Lampaert en Roubaix. Aun así, 47 victorias no amargan a nadie por mucho que vinieran de 65 el año anterior.

Altas: Jan Hirt (Intermarché - Wanty - Gobert Matériaux), Tim Merlier (Alpecin - Fenix), Casper Pedersen (Team DSM).

Bajas: Mark Cavendish (?), Mikkel Frølich Honoré (EF Education - Easypost), Iljo Keisse (se retira), Stijn Steels (se retira), Zdeněk Štybar (Team Jayco AlUla)

Relacionado - Recorrido de la Vuelta a España 2023: etapas y perfiles
Relacionado - En modo Flecha: Badlands, una nueva dimensión

Merlier es un gran sustituto para Cavendish. Junto con Jakobsen formará la que es probablemente la pareja de esprinters más potente del WT y además este movimiento debilita a Alpecin - Deceuninck, rival en la carretera y en la búsqueda de patrocinios. Hirt es el primer fichaje encaminado de manera diáfana a rodear a Evenepoel de un grupo de escaladores que le permitan afrontar las vueltas por etapas con ciertas garantías. Este año lo acompañará al Giro. Casper Pedersen, por su parte, es una pieza interesante para la preparación de los esprints.

Soudal-Quick Step presume de sus maillots distintivos durante la pretemporada (Foto: Wout Beel)

En el apartado de bajas, la más destacada es la de Honoré, que busca un cambio de aires tras una temporada algo discreta. Aun así, no debería suponer un drama. Štybar, por su parte, ya está más que amortizado y la labor que actualmente desempeñaba la puede llenar otro corredor más joven.   

Los pilares del equipo

El equipo tiene cuatro bazas principales con las que aspirar a todo. La primera es Evenepoel, quien ya ha anunciado que disputará el Giro de Italia. Ha declarado que su objetivo es ganar una contrarreloj, una etapa de montaña y subir al podio final. Puede parecer extraño que se conforme con un tercer puesto, pero parece un discurso intencionadamente cauto para no caer en polémicas pasadas donde desde ciertos sectores se le ha acusado de prepotente.

Después del ganador del Vélo d’Or 2022, sobresale el nombre de Alaphilippe. El francés está con ganas de reivindicarse tras una temporada plagada de caídas, alguna de ellas grave, y una sola victoria de cierto prestigio en la Itzulia. Por si no tenía motivación individual suficiente, Lefevere ya le ha exigido en público que justifique con resultados el “sueldo de campeón” que recibe.

Remco Evenepoel recogió el testigo 'arcobaleno' de su compañero Julian Alaphilippe (Foto: Soudal-Quick Step)

Otra de las fuentes de éxitos que espera el equipo es la de sus velocistas. Jakobsen y Merlier, como avanzábamos, deben repartirse el calendario y amarrar una buena suma de victorias entre ambos. Por último, esta estructura no puede permitirse otro año como el anterior en las clásicas flamencas y en Roubaix. Ganar no será fácil contra el todopoderoso bloque de Jumbo Visma, Van der Poel, Pogačar o los jóvenes de INEOS Grenadiers. Pero Asgreen, Sénéchal, Lampaert y compañía deben jugar sus cartas para sacar mejores resultados.

Relacionado - Suscríbete a VOLATA, tu revista de cultura ciclista

Talento emergente

¿Será éste el año del despegue definitivo de Ilan Van Wilder a nivel individual? Casi siempre a la sombra de Evenepoel, tanto en lo mediático como en lo relativo a roles en carrera, ya ha declarado que no tiene intención de ejercer de por vida como gregario de lujo. “Tengo demasiada ambición y talento para ser un simple ayudante”, aseveró en una entrevista reciente en Rouleur. Estuvo al lado de Evenepoel en la pasada Vuelta a España, siendo casi siempre su último apoyo en las ascensiones, pero aún no está claro que eso se vaya a repetir en el próximo Giro de Italia. En cualquier caso, parece seguro que podrá gozar de libertad en vueltas de una semana donde mostrar tanto sus dotes escaladoras como su más que decente nivel contra el cronómetro.

Imagen cabecera: Getty

Relacionado: Análisis de las plantillas World Tour (II parte): Jumbo-Visma, Arkea Samsic, DSM, Jayco Alula, Trek Segafredo, UAE Team Emirates