La Vuelta a España 2021: Los puertos más temidos

Si por algún lado ha buscado crear su personalidad La Vuelta a España en la última década ha sido por descubrir nuevos puertos explosivos que puedan sorprender a corredores y espectadores. Aquí te presentamos los principales de esta edición de 2021.

La Vuelta a España es conocida por su gusto para descubrir subidas salvajes a lo largo de su trayectoria: subidas como l'Angliru y los Laos de Covadonga han forjado su propia personalidad en la carrera. Este año no es una excepción, ya que el recorrido de 2021 cuenta con algunas de las subidas más largas y empinadas del continente. Será un buen escenario para que luzca una participación que incluye a algunos de los mejores escaladores del mundo, Mikel Landa, Adam Yates o Egan Bernal, que han tomado la salida en Burgos este año.

Hemos analizado los puertos más desafiantes a los que se enfrentarán los corredores en la Vuelta a España 2021, y cómo pueden afectar a la carrera.

Picón Blanco - Etapa 3

Picon Blanco Remco Evenepoel

Remco Evenepoel en la subida al Picón Blanco en la edición 2020 de la Vuelta a Burgos (Imagen: David Ramos/Getty Images)

El Picón Blanco tiene mucha historia reciente en el ciclismo profesional, ya que la Vuelta a Burgos la ha presentado regularmente en sus recorridos. La subida es fundamental para decidir el ganador final de la prueba española, y Remco Evenepoel, Mikel Landa y Miguel Ángel López son algunos de los corredores que han ganado en la cima en las ediciones recientes.

Ningún corredor podrá ganar la Vuelta a España en el Picón Blanco, ya que se disputa en la tercera etapa. Sin embargo, todos los corredores de la general deben estar preparados para esta primera prueba, que no se puede subestimar.

La ascensión no es conocida por su longitud, ya que tiene poco menos de 8 km, sino que es venerada por sus prohibitivas pendientes. La subida tiene una pendiente media del 9,3%. Comienza con porcentajes más fáciles, ya que el primer kilómetro tiene una media del 6,5%, mientras que los últimos 5 km combinan una media del 10%. Con estos desniveles, los corredores más fuertes podrán causar una impresión significativa.

Alto de Velefique - Etapa 9

Alto de VelefiqueLa Vuelta a España visitó el Alto de Velefique en 2017 (Imagen: Tim de Waele/Corbis/Getty Images)

El Alto de Velefique ya sido protagonista en la Vuelta a España, la última de ellas en 2017. Fue la penúltima subida de la etapa 17, que ganó Miguel Ángel López. Este año, sin embargo, será el final de la etapa 9.

La subida es larga y empinada, con 12,8 km y un 7,3% de pendiente media. Los porcentajes más duros se dan en los primeros cinco kilómetros, con un 11,7% de media en el cuarto kilómetro. La subida suaviza ligeramente en algunas partes hacia la cima, y el último kilómetro tiene una media de sólo el 4,3%. Esto significa que los corredores que quieran ser ofensivos deberán atacar antes si quieren conseguir diferencias de tiempo importantes.

La subida alcanza su punto máximo a unos 1.800 metros sobre el nivel del mar, por lo que aquellos que soporten bien la altitud pueden ser protagonistas en ella.

Puerto de Mijares - Etapa 15

Puerto de MijaresEl pelotón asciende el Puerto de Mijares en la Vuelta a España 2011 Créditos: Tim de Waele/Corbis via Getty Images)

El Puerto de Mijares, que ya fue protagonista de la Vuelta a España 2011, es una de las subidas más largas del recorrido de 2021. Con 20,4 kilómetros, es un reto de fondo. Sin embargo, los porcentajes tienen una media del 5,5%, y aunque hay un par de rampas más empinadas, la pendiente se mantiene bastante estable durante todo el recorrido.

La subida forma parte del recorrido de la etapa 15, y aunque no es la subida final de la etapa, su longitud significa que podría tener un impacto significativo. Una vez superado el Puerto de Mijares, quedarán poco menos de 40 km, gran parte de los cuales son de bajada. Si alguno de los favoritos de la general quiere agitar las cosas y poner a prueba a sus rivales, el Puerto de Mijares es una buena oportunidad para hacerlo. 

Lagos de Covadonga - Etapa 17

Thibaut PinotThibaut Pinot celebra su victoria en la cima de los Lagos de Covadonga en 2018 (imagen: Michael Steele/Getty Images)

La subida a los icónicos Lagos de Covadonga fue protagonista en La Vuelta a España en 2018 por última vez. Allí concluyó la etapa 15, que fue ganada por Thibaut Pinot después de un ataque abrasador a falta de 6 km. Cuatro minutos separaron a los primeros 15 corredores en la meta ese día y podemos esperar una subida igualmente brutal este año.

La subida tiene una media del 6,9% en 12,5 km, pero esto no cuenta toda la historia. Hay un tramo de meseta a unos 7 km y dos tramos de bajada después. Esto significa que los kilómetros más difíciles se encuentran en la primera mitad de la subida. Entre el primer y el séptimo kilómetro, la carretera tiene una media del 9,8%. Es de esperar que haya muchos ataques y muchos cambios en la clasificación general en los agotadores Lagos de Covadonga, todo un emblema de la Gran Vuelta española.

Lagos de Covadonga. Créditos: Tim De Waele/ Getty Images

Alto d'El Gamoniteiru - Etapa 18

El Alto d'El Gamoniteiru es el estreno de La Vuelta a España este año. Sin embargo, podemos decir con certeza que es una de las subidas más duras, y quizás la más desafiante que se encuentra en la el recorrido de este 2021. La subida tiene una media del 9,8% en casi 15 km. Un puerto que no perdonará.

Precedida por dos subidas de primera categoría y una de segunda categoría, la etapa 18 podría ser la etapa reina de La Vuelta a España de este año. El alto asturiano, cercano a l'Angliru que tantas leyendas ha dejado en la historia de La Vuelta, está preparado para albergar fuegos artificiales.
.

Imagen de portada: Tim De Waele/ Getty Images